Caracter "no adversarial"

La mediación se basa en la concepción positiva del conflicto, en el acercamiento empático a la visión, situación y problemas del otro y en la aceptación de la diversidad como promotora de soluciones creativas.

Voluntariedad:

Son las partes quienes deciden si quieren o no involucrarse en un proceso de mediación. La voluntariedad significa el respeto a la voluntad de las partes para aceptar, primero, la entrada en este procedimiento y segundo, el acuerdo alcanzado en él.

Neutralidad:

La intervención del mediador será siempre neutral e imparcial y se ocupara de la dirección del procedimiento de mediación. Deberá inhibirse de actuar en un asunto en el que pueda haber algún interés por parte del mediador.

Confidencialidad:

Es la exigencia de mantener la mayor de las reservas respecto a las revelaciones realizadas durante el procedimiento de mediación. Afecta tanto al mediador como a las partes. Este asunto, conecta con la voluntariedad de las partes, ya que es la única forma de que estas expongan con sinceridad los múltiples aspectos del conflicto.

Valor ejecutivo del acuerdo:

El Mediador los recogerá en un acta, y si las partes lo desean, le podrán dar valor ejecutivo formalizándolo ante notario. Esto significa que los acuerdos a los que se lleguen tendrán la misma eficacia que lo que dicta un Juez en una sentencia.

 

Casino sites http://gbetting.co.uk/casino with welcome bonuses.